Kulcafé

Después de una caminata y una larga mañana, entré a este local de puro agotamiento a la hora de almorzar. Por fuera no es muy llamativo. Más bien, es un poco oscuro. Curiosamente, por dentro es muy bonito.

Lo primero que captó mi atención fue la música: Eran covers en alemán. El menú, además, tenían variedad de bocadillos de este país. Después de unos minutos,  me di cuenta… había caído en un café germánico.

Para almorzar, tienen una promoción de s/.20 que incluye una pasta o una ensalada más un smoothie del día. Tras unos minutos de inspección de la carta, me decidí por una pasta con espárragos, crema de leche, champiñones, salame, mozzarella y cebolla blanca. El sabor era super ligero y no terminabas harto de la pasta. Le eché un poco de aceite de oliva y pimienta, y quedó excelente.

El smoothie era de espinaca con un mix de frutas y, a pesar de mi recelo inicial, terminé por disfrutar de una bebida sabrosa, refrescante y sana.

Para cerrar, me pedí un brownie cheesecake de nutella con una bola de helado de vainilla (s/. 11 en total) tras un largo escrutinio a la carta. Los postres van desde los s/. 4.50 (triángulo de almendras, un tradicional dulce alemán) hasta los s/. 8 que cuesta mi brownie. Si bien sonaba a que iba a comer el mejor postre de mi vida… Me arrepentí de no haberme pedido el triángulo de almendras o el crumble de manzana. Estaba rico, pero le faltaba un poco para pasar al siguiente nivel de postres

Por el lado de la atención, ninguna queja. El mesero super pilas, amable, dispuesto a darte una mano con la carta. En serio, pienso volver, porque de verdad fueron todos muy buena onda.

¿Puntajes?

Productos: 8/10

Atención: 9/10

Instagrameable: 9.5/10

Cumple con las tres Bs: 8/10

¿Qué más necesitas saber?

Se encuentra en la calle Bellavista 370, Miraflores, a una cuadra del Wong de Bajada Balta. Tiene este menú de almuerzo riquísimo, variedad media de postres y los precios son razonables. No es barato, ojo, pero en relación a la calidad, creo que está perfecto. Si tienes predilección por la comida alemana (como es mi caso), vas a estar feliz.

Bendito café

Para mí, una de las cosas más importantes de un local es la atención. Si la comida es buena, pero la atención mala, pienso dos (e incluso tres) veces si realmente quiero volver a ir. Total, viviendo en Lima, lo que sobra son restaurantes o cafés con comida buenaza.

Ese no es el caso de Bendito café. Ubicado en la primera cuadra de Conquistadores, un día lo descubrí porque mi novio trabaja a la vuelta y yo estaba haciendo hora mientras lo esperaba. 

La entrada del local

Me pedí un capuccino y, por sugerencia del barista, un cake pop. Y de verdad que la combinación fue más que rica. El café era fuerte, se sentía el aroma y el cake pop tenía un toque de licor que le daba cierto encanto. Era diferente. Era rico. Era barato.

Volví a pasarme otro día y probé la torta de zanahoria. Soy medio exigente con este postre en particular, porque es uno de mis favoritos y, ¡oh, sorpresa!, también estaba buenazo.

Torta de chocolate y diferentes queques, todos elaborados artesanalmente

Podría seguir así, mencionando todos y cada uno de los postres de la vitrina, las focaccias, el affogato, el café, y cualquier otro producto que ofrece este acogedor local. Cumple con las tres Bs, fijo: Es bueno, es bonito y es barato (entendiendo barato, obvio, para estar en el corazón de San Isidro).

Las galletas, suavecitas, de avena con arándanos o chocochips

La atención es excelente también. Las ventajas de los locales chiquitos es que se vuelven familiares, y más si el trato es ameno, como es el caso. Te hacen sentir como en casa, se preocupan por saber qué tal va tu orden y toman muy en cuenta las opiniones de sus clientes. La verdad es que hasta hoy vuelvo seguido.

Puntajes:

Productos: 8.5/10

Atención: 10/10

Instagrameable: 8/10

Cumple con las tres Bs: 9/10

Otros datos importantes:

Se ubican en Conquistadores 139 y pueden encontrarlos en Facebook e Instagram como Bendito Café. El rango de precios va de los s/.3 un cake pop hasta s/.12 el cheesecake en los postres; el café y las bebidas también van entre los s/.6 y los s/.12 soles. Tiene promociones para desayuno y almuerzo, que también van entre los s/.10 y s/.20 soles.